15/6/10

MAGDALENAS O QUEQUITOS CON PIÑONES PEHUEN

 MAGDALENAS

Esta es una historia relacionada con nuestros ancestro indigenas MAPUCHES (hijos de la tierra)que viven al sur de Chile y Argentina y ellos veneran al arbol Pehuen o araucaria
Es una conífera que mide hasta 50 metros y como es muy lenta para crecer hay algunos arboles que tiene mas de 1000 años1000 años 1000 años 


LA HISTORIA DEL PIÑON Desde siempre el pehuén creció en grandes bosques. Al principio los que habitaban esas tierras no comían los piñones porque creían que eran venenosos. Al pehuén lo consideraban árbol sagrado y lo veneraban rezando a su sombra, ofreciéndole regalos: carne, sangre, humo, y hasta conversaban con él y le confesaban sus malas acciones. Los frutos los dejaban en el piso sin utilizarlos. Hubo años de gran escasez de alimentos y todos pasaban mucha hambre, muriendo especialmente niños y ancianos. Parecía que Dios no escuchaba el clamor del pueblo y la gente seguía muriendo de hambre.

Pero Nguenechén no los abandonó... Y sucedió que uno de los jóvenes se encontró con un anciano de larga barba blanca.

- ¿Qué buscas, hijo? –preguntó
Algún alimento para mis hermanos que mueren de hambre.
- Y tantos piñones que ves en el piso bajo los pehuenes, ¿no son comestibles?
- Los frutos del  árbol sagrado son venenosos, abuelo-contestó el joven.
- De ahora en adelante los recibiréis de alimento como un don de Nguenechén. Hervidlos para que se ablanden, o tostadlos al fuego y tendréis un manjar delicioso. Haced buen acopio, guardadlos y tendréis comida todo el invierno.







la receta
250 gr piñones cocidos y pelados
250 gr harina
130 gr de azúcar
100gr mantequilla
15 gr polvos de hornear
100cc de leche
2 huevos 
pizca de sal
Cocinar los piñones en agua por una hora retirarlos y peladlos 
Hacer un caramelizado con los piñones y media taza de azúcar retirar dejar enfriar 
Batir la mantequilla junto con el azúcar y agregar uno a uno los huevos 
incorporar la harina junto con la leche 
finalmente agregar los piñones
Poner los quequito a a una temperatura media por unos 20 a 30 minutos 
Gracia por tu visita
 Quieres contactar: https://www.facebook.com/angelicabertin
Puedes ver mis vídeos http://www.youtube.com/channel/UC0qxsnBUFmZ92XOBYQ7RRUg
Me dejas un mensaje angelicacocinachilena@gmail.com




Dejar enfriar y decorar con baños de chocolate
Los moldes los compre en PORTICO de Santiago
 Chile
Las fotos son de  ARAUCARIA
Centro de esquí Las Araucarias
http://travesiasur.blogspot.com/2009/02/centro-de-esqui-las-araucarias.html

http://travesiasur.blogspot.com/2009/02/centro-de-esqui-las-araucarias.html




37 comentarios:

  1. Estas magdalenas te han quedado ewstupendas, a mi los piñones me ennatan, una historia muy chula y unos paisajes divinos.
    besosss guapaaa

    ResponderEliminar
  2. Fantásticas estas magdalenas... esos piñones me sorprenden por lo grandes que son. Los que he visto aquí son pequeñitos y más cortitos. Las fotografías son una belleza!!!
    un abracito

    ResponderEliminar
  3. Divina la historia, y el pastelito que hiciste con los piñones.

    En mi casa, mi padre que es ingeniero de montes estuvo por Chile trabajando para la FAO en los 70, y se trajo una araucaria, que aún vive convertida en bonsai, y de siempre me pareció fascinante su hoja como espinosa y perenne.

    Un saludo.

    ResponderEliminar
  4. Una preciosa entrada Angélica.Por todo, por las explicaciones y por la fabulosa receta.
    Por cierto, me encantan esos moldes,por aquí no los he visto.
    Un beso guapa.

    ResponderEliminar
  5. que ricas magdalenas.
    estupendas explicaciones e historia,ademas de unas fotos preciosas.
    yo tengo estos moldes,los compre aqui en España en una tienda portico.
    bss.

    ResponderEliminar
  6. Ange que linda historia y que genial descubrir cosas de nuestros ancestros.
    Las magadalenas te quedaron riquisimas.
    Besos!

    ResponderEliminar
  7. Te han quedado bien ricas las magdalenas y muy bonitas en esos moldecitos.
    Preciosa la historia que nos has contado y las fotos son espectaculares,qué paisajes tan divinos.
    Besitos

    ResponderEliminar
  8. Que uso interesante le has dado a los piñones. Muy buen post hermosísimas fotografías
    Un beso

    ResponderEliminar
  9. ayyyyyyyyy....como me dan ganas de comer esos piñones....aca no los encuentro...snif!!...rico se ven tus quequitos....Abrazos, Marcela

    ResponderEliminar
  10. Ohhhhhhhhhhhhhhh myyyyyyyyyyy Gooddddddd, jejeje, a mi me encantan, mas bien me ENCANTANNNN, asi con mayusculas, los piñones y es la primera vez que veo unos quequitos con ellos, debe ser exquisito, un dia me propondre cocinarlos,,,,aunque yo para la cocina ufffffffffffff, besitoss amiga, te envie un mail a tu correo que espero me respondas

    ResponderEliminar
  11. hola amiga, que rica receta, me encantan los piñones asi que la voy a probar
    cariños
    jessica

    ResponderEliminar
  12. Hola Angelica encontrado tu blog de casualidad ... y lo veo muy interesante ... así que con tu permiso me quedo como seguidora y ya iré visitándote ..... unas madalenas estupendas .... un besito guapa

    ResponderEliminar
  13. Te pongo entre mis favoritas que me estaba perdiendo tanta cosa rica porque no me salían tus actualizaciones. Riquísimas stos quequitos con piñones y te han quedado tan lindos.
    Me llevo tu idea de los waffes o gofres a ver si me llega mi maquinita y los hago como tu. Mil besitos guapa.
    ;-D

    ResponderEliminar
  14. ¡VIVA CHILE!!!!! Ganamooooooooooosssssss!!!!
    Tus magdalenas un elogio a nuestro gran pueblo chileno que ha sufrido tanto ultimamente. El piñon es uno de nuestros frutos autóctonos que nos representa muy bien.
    Felicitaciones por tu receta se ve exquisita.
    Un abrazo grande a otra chilena
    Edith
    La Brujita

    ResponderEliminar
  15. Hola Ángelica, preciosa entrada con tan bonita historia, deben de estar ummm...
    Ahh.. mis felicitaciones a todo Chile ¡¡Habeís ganado !!.
    Saludos a todo Chile de una malagueña.

    ResponderEliminar
  16. GRACIAS POR TODOS SUS COMENTARIOS
    ME ENCANTA SABER QUE TENGO AMIGAS QUE ME DAN UN APORTE A MI BLOG
    GRACIAS MILES

    FELIZ QUE GANO CHILE EN EL MUNDIAL
    FELIZ POR LA ALEGRÍA QUE LES DA ESTE RESULTADOS A MIS COMPATRIOTAS QUE SIGUEN SUFRIENDO LAS CONSECUENCIAS DEL TERREMOTO

    ResponderEliminar
  17. que novedoso y entretenido, me gustaría hacerlas, yo siempre adapto todas las recetas a recetas veganas jejee, espero que estes muy bien un beso :)

    ResponderEliminar
  18. holaaa... primero las fotos están geniales, me da nostalgia, ya me queda poquito para partir para el sur en mis vacaciones, las magdalenas, huuuu..... se me hace agua la boca y de piñones, si me encantan, acá en santiago en las ferias siempre se encuentran, me compro mi kilito, lo pongo a hervir y en las noche lo caliento en agua un poquito y me instalo en el living, metale pelando y comiendo piñones, son tan ricos, te dejo muchos cariños y nos leemos.

    ResponderEliminar
  19. amiga es un placer visitarte, tantas cosas ricas juntas, jejejeje siempre termino babeando y pensando que cocinar, un abrazo nos vemos en el inter de bufandas

    ResponderEliminar
  20. Hola amigaa!!! mmmmmhh, que rico todo, me gustó mucho tu blog, y que lindo que nos conozcamos por el inter...un beso enorme

    ResponderEliminar
  21. Hola Angelica,

    Otra receta deliciosa!, cuanta mantequilla hay que usar? me quedo esa duda.
    Gracias!

    ResponderEliminar
  22. Magnifica receta y una historia muy interesante...un beso

    ResponderEliminar
  23. De très belles photos.
    Tes madeleines doivent être délicieuses.
    Je t'en prends une.
    A bientôt.

    ResponderEliminar
  24. Angélica:
    Me encantó tu historia, la cual no conocía. Mi arbol favorito es la araucaria.
    cariños

    ResponderEliminar
  25. Hola Angélica. Muchas gracias por visitar mi blog. Gracias a ello he conocido el tuyo y me encanta.

    He leido atentamente tu entrada de as magdalenas y ya me las llevo, aunque creo que los piñones que tenemos por aquí no son igual que los que tu has utilizado. Creo que son más pequeños, no obstante, se hará lo que se pueda ;)

    Un besote, mi solete.

    Vamosalculete.

    ResponderEliminar
  26. ils sont sublimes et doivent être vraiment excellents
    bravo et bonne journée

    ResponderEliminar
  27. Que historia más bonita acompañando esas magdalenas.

    ResponderEliminar
  28. Uff me encantan los piñones, junto con los pistaches son mis frutos secos favoritos. Lástima que sean tan caros, 6 euros por 100g los últimos que compré para hacer un pesto. Gracias por la historia y por la receta, como siempre esas fotos me dejan enamorada de tu país.

    ResponderEliminar
  29. Hi Angelica,
    We looked through your blog -
    interesting, beautiful, delicious. Great photos.
    Hugs & greetings, Diana

    ResponderEliminar
  30. Hola preciosa, que hermosura de quequitos y con esos piñones no me imagino lo increible del sabor, ya me la anoté luego te cuento como me quedaron.
    muchisimos besitos

    ResponderEliminar
  31. Qué historia tan fantástica!!! Y que moldes tan bonitos, y las fotos son geniales. Las magdalenas tienen una pinta fabulosa. Besos

    ResponderEliminar
  32. mmmm buenoooo!! Buonissimo!!! Brava, Ciao Anna

    ResponderEliminar
  33. bonjour
    j'ai des prix pour toi sur mon blog
    bon weekend

    ResponderEliminar
  34. ma che splendido blog...le ricette sono davvero belle e sfiziose!!
    grazie per la visita al mio blog!!!
    alessandra

    ResponderEliminar
  35. HOLA POR LO QUE VEO ERES UNA EXPERTA EN TODO EL TEMA. ME GUSTARÍA ESTAR EN CONTACTO CON TIGO. MUCHHHIIIISIMAS GRACIAS.

    ResponderEliminar
  36. Muy buena receta. Yo le agregué un puñado de nueces y pasas de uva

    ResponderEliminar

Hola ¿Me puedes dejar un comentario o duda Gracias